5 may. 2010

ANÁLISIS I GUÍA PARA LA ESCUÁLIDA FAMILIA


En el Prólogo de la obra dice Alejandro Tantanián que ese paisaje helado está poblado por seres entre patéticos e idiotas. Y sigue citando a Shakespeare en Macbeth: “La vida es un cuento narrado por un idiota, lleno de ruido y furia, que nada significa”.
Los seres y el ámbito remiten al mundo de la horda. O sea un mundo previo al clan, a la tribu, a la familia. En Totem y tabú Freud toma el concepto de Darwin y describe su mito: la horda está dirigida por un macho (el padre) al que se sujetan los demás integrantes y es el que tiene derecho a todas las mujeres. Los jóvenes se rebelan contra él y lo matan. Culmina el hecho en una comida ritual antropofágica. Como vemos, en este mito el patriarcado ya está allí.
En la horda no hay idea de relaciones parentales. Luego de la matanza va a aparecer la idea del padre y los hijos y la prohibición del incesto. Como se puede apreciar, parte del mito está en La escuálida familia.
Lo interesante es que en la obra se cruza ese mito de la horda con la tragedia. Entonces los incestos tienen que ver con un mundo muy primitivo, casi animal, en el que no hay reglas de relaciones vinculares pero también con el quiebre de reglas familiares que presenta la tragedia. Ej de la horda (hay muchos más):

Padre- Tienen un padre
Madre- Todos tenemos un padre.
Padre- Yo soy el primer padre
Madre- Nosotros vamos a morir…alguien tiene que persistir y procrear.
Padre- No voy a aparearlas con el primer reo que cruce la puerta. (p.15)

Esta última réplica relaciona el mundo de la horda con el de la tragedia. El Padre llama al destino. Las hijas van a cazar a Reo (“el primer reo que cruce la puerta). Lo cazan, se enamoran, se lo disputan.

Ver cómo aparece el espacio: un mundo que pareciera que no está terminado de hacer o, al contrario que está finalizando (en muchas historias de ciencia ficción el hombre vuelve a un estado muy primitivo y su ámbito aparece aniquilado). La familia está perfilado como muy cercana a lo animal: la madre amamanta a las liebres; a Reo se lo trae como un animal, se duda de su condición humana; Luba se relaciona con los lobos, juega, se comunica con ellos; Luba y Lisa se pelean como pequeñas bestias; tienen celo como los animales.
La nieve invade todo, presenta un mundo siempre igual, es otro elemento que aniquila.
Cómo se divide la obra: son secuencias, capítulos de la narración (aunque esté escrito como un texto dramático)
Luba y Lisa encuentran a Reo y cuando hablan de él lo relacionan con distintos mitos. El primero es el del niño salvaje criado por lobos. Por lo tanto el niño/animal. Mundo de mitos que se cruza con el de la tragedia, mitos cruzados cuando el padre después del incesto con Lisa le narra historias de la Biblia.
En el mundo animalizado Reo va a ser objeto de deseo de las hermanas que pelean como animales (como lobas, el relato de Rómulo y Remo (Remo/Reo). En el mundo humano Luba lo lleva a la cultura, le enseña a hablar, a leer.
Detenerse en el idioma de la obra que pasa por varios registros. Parecen o son idiotas, como dicen muchas veces, y de pronto dialogan así:

Padre- …La nieve tapa todo, la miseria, el paisaje. Todo se vuelve blanco, abstracto…
Madre- ¿Abstracto?
Padre- Sí, eso, abstracto. (p.24)

En la conversación de los padres (final secuencia 5) Reo se hace Edipo:

Madre- Pero, ¿vos estás seguro de que se ahogó? Lo metiste de cabeza, como te dije, agarrándolo de los pies…

El Padre emborracha a Reo y lo lleva al trineo para que tire de él como un animal. Pelea de los dos y, cumpliendo el mandato del mito, Leo/Edipo “trata de ahorcar el padre”. Desde la tragedia es el comienzo de la hybris de Leo que se completa en la lucha y muerte final. Como Yocasta, la Madre es la primera que intuye y se suicida ante la prueba de la cicatriz. Yocasta distinta, porque aquí el incesto es entre el Padre y Lisa y engendran el idiota que no vivirá.
La comida ritual y antropofágica que se hará tras la ceremonia comienza en el mundo animal con los lobos que destruyen el cuerpo de la Madre.
La muerte de Lisa será la hybris de Luba y el castigo del Padre.
Luba y Reo inauguran una estirpe de idiotas, un eterno reino de barbarie que es el de los hombres.

¿En qué medida la obra sigue la estructura aristotélica? ¿En qué medida es una tragedia? ¿Lo es sólo porque toma los mitos de la tragedia? Desde luego, ningún dramaturgo actual haría una tragedia como era la clásica del siglo V aC, ni siquiera como era la tragedia isabelina. Lola Arias juega con elementos de la tragedia, hace referencias concretas a los mitos pero, en todo caso, hace una tragedia actual. ¿Qué se mantiene? el desarrollo lineal de los hechos, aunque se quiebran en los juegos temporales, marcados por el lenguaje (horda, mitos, contemporaneidad), la hamartia (el error) del héroe (o los héroes aquí) y la hybris (el exceso). ¿En qué se rompe? En la mezcla de géneros: es un texto dramático pero rasgos poéticos (empieza con un poema que es el Prefacio) y narrativos; en la mezcla de registros discursivos en los diálogos: formas coloquiales junto a otras en todo más elevado y hasta con cierta artificialidad.

Volver al Prefacio y desglosarlo. En ese poema está toda la obra. Y destaco “La Historia es siempre familiar”. Como aparecía en los mitos, en la Biblia, en Shakespeare. Esta familia es un reino, miserable, primitivo pero es una condensación de la otra Historia.

No hay comentarios:

Publicar un comentario